Escribología

E R E S

Eres preciosa, y no lo sabes

Eres hermosa, y no lo aceptas

Eres maravillosa, y no lo crees

 

Sin duda eres esa mujer de la que muchos escriben, la que muchos sueñan, incluso la que muchos inventan. Eres esa mujer que inspira las más grandiosas historias, las más increíbles aventuras y las pasiones más profundas. Eres esa mujer ideal de la que todos hablan, la que todos describen y la que muchos, solo imaginan.

La mujer que inspiro a Márquez o Medrano,  la Gioconda de Da Vinci o la rosa del Principito o simplemente la que me inspiro a escribir sobre tu inefable amor. De todos los que encuentran en una mujer inspiración, seguro estoy que hablan sobre ti mi amor. No por que hayas estado en todos lados y desde hace tiempo, al menos no físicamente; pero tu esencia se fue gestando desde la creación del universo, durante mucho tiempo fue creciendo y evolucionando, fuiste parte de lo que hoy te vuelve a hacer; del amor. Del amor que todos anhelan y contemplan, de ese amor que muchos sueñan, inventan o creen imposible.  De ese amor que plasmaron en música y poesía,  en un lienzo o en una fotografía.

 

Eres aire

Eres luna y

Eres un girasol

Eres inefable

Eres quién me lee con amor

 

Eres el anhelo de mis mañanas y el deseo de mis noches. Eres la mujer de la que hablan desde hace tiempo, la que las madres les desean a sus hijos, o la que un buen escritor desea en su obra. Valiente, fuerte, delicada y sencilla; hermosa y natural, de sentimientos profundos y temperamental, desquiciada e intelectual; buena amante y amorosa de atar, una mezcla perfecta para la más increíble y excitante historia.

Hay mucha poesía a tu alrededor, son muchos los autores que escriben pensando en alguien como tú mí amor. Hay cuentos, historias, personajes y leyendas, hay novelas, películas y poemas. Hay muchas palabras nuevas, sentimientos nuevos, sonrisas diferentes y miradas que quebrantan; hay lágrimas de amor. Hay miradas que gritan te necesito y besos que dicen te amo, hay abrazos que dan vida y hay sonrisas que llenan el corazón.  Hay suspiros que dicen te extraño, sueños que dicen que te deseo y hay versos cuando te pienso.

 

 

Eres mí para siempre

Eres el amor de mi vida

Eres lo que siempre soñé

Eres el amor de Dios en mi vida

Eres todo esto y miles de cosas más.

 

 

-arHvel-.

Estándar

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s