Escribología

Regocijo.

Quizá bajar al cielo poco a poco o Desplazarse al infierno paso a paso fue su técnica para escapar, para distraerse.

Pensaba mucho y soñaba más, que todos juntos, decía palabras simples y sólo se escondía en sus ideas.

Algunos creían que era eterno, que tenía más vida que la existencia y que no sentía.

Diremos que fue un ser inmortal que no tenía miedo a nada, , que se interesaba por cosas sencillas y se reía por nada y no lloraba, al menos de día.

Sus ideales duraderos como diamantes no se rompían, tampoco el fuego lo venció y la muerte le temía.

Así aguardó el día tan preciado y soñado, el día que después de agonizar murieron las religiones y los fieles infieles perecieron, el día que los santos se suisidaron y los humanos se comprendieron.

Ese día cuentan que se hizo uno con la tierra y descansó en una cuna cósmica, escuchando el regocijo de la creación, de la paz.

PL

Estándar

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s