Escribología

Fragmento 1

Sonará como una exageración pero todo ese tiempo en el que estuve incluso aburrido por no tener preocupaciones, tuve tiempo de meditar, pude pensar a profundidad en que era lo que realmente quería conseguir en mi vida, todos los caminos que me proponía llegaban a la misma conclución, queria hacer que la gente pudiera si no era totalmente, por un rato salir de todo lo frustrante, porque en cierto punto había pasado casí toda mi vida de esa manera, frustrado, agobiado, triste, inseguro y parte de mi, queria hacer mejor el mundo para que los demas no se sintieran así, o por lo menos no solos.
La escritura, la actuación, el canto, incluso pense en convertirme en un trabajador social, pero al final, lo que más quería, lo que me llenaba el alma era cantar, había sido la forma en la que inconscientemente me desahogaba, en cada momento triste que recordaba, siempre la musica era la que me ayudaba a sacar todo lo negativo de mi, en cierto modo la musica me salvaba, se fué volviendo en el placebo que aliviaba mi existencia y yo queria eso, retribuir a los demas lo que la musica había hecho conmigo, quería que el que me escuchara pudiera sacar sus frustraciones con mi musica

Estándar
Escribología

Bella carta de suicidio

Puede que sea otro instante
Diferente a este, en el que concuerden nuestras acciones.

Puede que sea en un tiempo distante
En el que tu no vayas lento y yo no vaya a toda prisa.

Puede que sea cuestión del lugar
Otro paramo en el que el clima no nos agote, en el que no pretendamos vidas falsas.

Puede que sean las personas
Aquellas a las que nos atamos para no ver a los ojos a la señora soledad.

Puede que sea el miedo
A conocerte por completo y abrirme a la vulnerabilidad.

Puede que sea la empatía
Sucia mesquina, arma de doble filo.

Puede que sea la cordura
Que nos obliga a seguir la norma.

Puede que sea todo y al mismo tiempo una de tantas.

Incluso puede que sea la propia vida
Que no es oportuna para llevar a cabo esta unión, es por ello que me adelanto a la siguiente, para probar si en esa estamos juntos, sin miedos, sin ataduras.

Me adelanto a la siguiente, para acortar el tiempo, la fatiga y la agonía.

Te espero…

Estándar
Escribología

El olvido…

 

He olvidado el tono de tu voz, pero recuerdo lo feliz que era al escucharte pronunciar mi nombre,

He olvidado el tono de tu piel, pero recuerdo la sensación cálida de tu tacto,

He olvidado el color de tus ojos, pero recuerdo el brillo que emanaban tus pupilas al despertar,

He olvidado el perfume que usabas, pero el aroma de picardía sigue presente,

He olvidado cada una de las frases habituales, pero el mensaje sigue clavado en mi mente,

He salido de casa, he conocido nuevas personas, he probado nuevas cosas, he llorado lo suficiente, he maldecido al destino y rogado el olvido, he gritado, he mentido sobre el dolor y exagerado la felicidad, te he amado y odiado, sin importar el espacio y el tiempo, sin importar el orden o la exclusividad, he comprendido que el olvido es posible, pero el recordar es inmimente, tarde o temprano llega y solo para recalcar, he mentido.

 

Aspera y fuerte.

Moreno

Cafe oscuro

Platino/Metales

“Eres el amor de mi vida”, “Jamás me alejaré”, “Quiero tenerte siempre en mi vida”, “Te amo hasta el paraiso o el infierno”.

 
Estándar
Escribología

A de Ángel…

Cielos húmedos y noches de desvelo,
perfecta combinación para pedirle al universo oír tu voz,
Es el tiempo o el destino,
quiero sentirme vivo, quiero tenerte al lado mío.

Quien diga que el amor no duele,
tomen el corazón de su amado y lanzenlo al olvido,
Duele tanto amado mío, con un dolor perenne,
pero vales cada maldito segundo.

Te filtras como agua en gotero,
en plena tormenta, intenso.
Es el tiempo o el destino,
de nuevo estas presente en mi camino.

Dueles como tropiezo en la penumbra,
sin saber a donde ir, sin saber a donde regresar,
Dueles como desprecio del creador,
dices amarme pero sigo en el destierro.

Alejado de ti, de tu fragancia inexplorada,
del contorno de tu figura,
Alejado de mi piel que pide a gritos tu tacto,
de mis ojos que callan la ilusión,
de mis labios que intuyen tu sabor,
de los escalofríos instantáneos al escuchar tu voz,
Estas alejado de mi y yo de ti,

Y tu no pierdes la esperanza
y yo tengo la certeza…

Estándar
Escribología

Ojos cobardes…

Aún no lo sabes
y supongo que nunca lo sabrás,
tengo un par de ojos cobardes
que escapan de los tuyos.

Evitan tu mirada,
porque no saben como reaccionaran,
temen cometer una estupidez.

No tienes idea…
eres como una hermosa nube gris,
te interpones entre la realidad y yo,
pero disfruto la vista.

Buscas mi mirada,
y me llenas de ilusión,
al instante sé que no es lo que imagino,
y prefiero evitarme el sufrimiento,
evito tu mirada.

Si solo supieras que NO es maldad,
solo inocencia,
si solo entendieras que no te busco,
pero apareces sin clemencia.

Eres el actor de mis novelas,
el héroe de mis guerras,
la musa de mis fantasías
y la cumbre de mis agonías.

Anhelo que lo sepas
pero mis ojos cobardes,
necesitan valentía,
para sostenerte la mirada,
Y QUE EL RESTO DEL CUERPO ACTÚE POR INERCIA.

No te detengas de buscar mi mirada.

Estándar
Escribología

Princesa de hierro.

La princesa blanca con cejas de guerrera,
fue la primera de su especie,
inesperada belleza,
inesperada vida.

La guerrera que a golpes reclama su lugar
y a escondidas suelta en llanto,
esa que se vuelve mujer a cada instante
y que se mantiene inocente ante mi mirada.

La tercera mujer de mi vida,
la que me alegra y me enoja por días,
No hay manera que detenga sus pasos,
Me aterra quedarme sin ella, pero…
aun más, me aterra retenerla a mi lado.

La princesa directo al trono de mi vida,
que no sufra, que no llore desearía,
esa niña que amo y que no lo sabe,
espero que con estas letras comprenda.

Que aunque mi boca no lo diga,
mi corazón late gracias al amor que le tengo.

-SHI

Estándar